Necesito decirte mamama querida...

que sigo siendo la misma niña,

en mis noches de pesadillas siempre te llamo

y al despertar extraño tu voz diciendo

“no temas mi princesa”

 

Ay abuelita querida...  ¡deseo tanto hablar contigo!

 te busco te encuentro en las pistas de mi memoria,

añoro sentarme al pie de tu sillón para oír atentamente

la época feliz de tu vida en la Rusia de los zares.

 

Tus ojos transparentes y sonrientes reflejaban

 los campos de tu padre que traviesamente recorrías

 para jugar con los hijos de los capataces,

amigos tuyos de ricas vivencias...

todas tus aventuras me narraste,

a tu amada Novaselitz me transportaste,

sonreíamos juntas reviviendo tu niñez.

 

Un día una revolución sin razón

hirió tu alma y quebró tu corazón para siempre,

en el inmenso barco KaPolonia partiste

rumbo a la desconocida Buenos Aires,

tus ojos de uva se quedaron sin lágrimas al llegar.

 

Por ese sótano frío donde se escondieron,

por tus padres que no nos conocieron

y nunca más volviste a ver,

por tus hermanos que mataron

y no sabes... ¿dónde los enterraron?

 

Por la adolescencia que te robaron

por tus sueños de amor que asesinaron,

por tantas vidas truncadas

¡junto a ti lloré tanto dolor mamama!

 

¿Sabes mamama?

tu casa era mi refugio preferido,

en ella empecé a escribir lo que sentía,

pintaba el arco iris que irradiaba tu mirada

y tu amorosa adornabas tus paredes con mis cuadros.

 

Todavía siento tu voz diciendo...

"Sarita ven siéntate a mi lado" 

tu tono era suave, con ese acento especial

me trasmitiste enseñanzas vitales

para entender al universo y a las personas que me rodean.

 

Me inculcaste que mi mejor equipaje será siempre mi capacidad,

me aconsejaste llevar en la mente todo lo aprendido

y en el corazón todo el amor compartido,

creencias y legados descubrí a tu lado

¡de una gran riqueza espiritual!

sobre el círculo mágico y perfecto

de la energía infinita que nos une para siempre

mamáma heredé de ti... ¡la mejor de las fortunas!

Ahora comprendo todo...

tu amor era y es mi llama protectora,

como un imán nos atraías alrededor de tu mesa,

¡Fuiste la columna vertebral de la familia!

 

Mamama... de ti aprendí...

que la conciencia tranquila es la mejor religión,

que a Dios todos lo llevamos dentro

y hablarle es la mejor oración,

me enseñaste una ley simple y verdadera...

"todo lo que damos regresará directo a nosotros y multiplicado".

 

¿Sabes mamama?

te veo con frecuencia en los gestos de mi madre,

¡tu hija que tanto amaste!

recuerdo un día del  año 90 todos en mi casa,

escuchamos tu música preferida después de almorzar

bailaste Hava Naguila ¡que día feliz y especial!

mis hijos tenían 12 años...

 siempre te evocan cantando y bailando.

 

Al despedirnos nos besamos y abrazamos muchas veces,

al besarme me dijiste bajito como en un ruego...

“Sariñun cuida a mi Freide”

y me apretaste fuertemente la mano.

 

¡Tú lo sabías mamama!

era nuestro último día,

ese fue nuestro último beso,

tus ojitos claros estaban diferentes

también fue la última vez que los vi abiertos.

 

¡Claro que cuidare a tu Feli!

¿cómo no hacerlo mamama?

si es mi madre querida.

a veces siento tu risa en las carcajadas de mi hija

tu bisnieta que te admira,

ella tiene tus mismos ojos pícaros

y hoy... ¡es una mujer como eras tu de bella!

 

Este es mi sentir... con el corazón te escribo,

eres mi brújula cuando me pierdo,

ando mi camino con tu ejemplo,

tu luz mamáma querida siempre nos guía,

¡borraste los miedos de mi vida!

 

Mamama...  mi querida mamama,

¡tan sencilla y tan sabia!

fuiste tan fértil como la tierra...

Hoy.. ¡brindo por ti!

por todos nuestros ausentes,

por los aquí presentes

y por los que vendrán a través de mis hijos,

por el círculo mágico de amor

                             ¡Le Jeim (por la vida) mamama querida!                             

( Diciembre 7, 2000)

A mi Mamama Syrl Fleisaker Valoska con amor eterno

(Mayo 10, 1903 - Abril 7, 1990)  

 

El círculo de amor sigue expandiendose ...

mi hermana trajo tus tataranietos Danielita, Kayle,William, 

 ahora yo también soy una mamama 

tu bisnieto me ha regalado un hermoso nieto Dartagnan

el hijo de tu bisnieta nació fuerte y hermoso...Sebastian

 ¡quisiera que ellos hallen en mi lo que tu siempre nos brindaste!

Y mi hermano va ha ser papá de una bella mujercita...

¡ella será una guerrera de luz como tu!

con amor infinito

de tu nieta que te adora

Valeria Valoska

Diciembre 20, 2009